¿ por qué nacimos?

Nacimos de una idea de nuestro fundador Oscar Martínez, quien siempre fue un apasionado del café. En el año 2017, queriendo saber más de la cultura cafetera, asistió a un taller en Cafés de Colombia Expo 2017, “Cautivos en el café”, donde fortaleció sus conocimientos sobre las diferentes formas de preparación y conoció cafés de todas partes de Colombia. Además también se dio cuenta del desconocimiento que tiene el publico en general del café, en un país cafetero, con un café reconocido a nivel mundial, pero del que sabemos muy poco. 

 

El siguiente año, 2018, ya el café lo había conquistado y empezó a nacer la idea de tener un café propio, y por esto realizó su primer curso de Introducción al barismo, posteriormente realizó el curso de Barismo en la Escuela Arte y Pasión, donde se graduó con honores, y ya contaba con más de un método de preparación en casa y probando un café de un origen diferente cada mes. 

 

Ahondando cada día más en todo lo relacionado con la cultura del café, para Oscar se hizo cada vez más necesario que las personas en general, aprendan de verdad de nuestro café colombiano, de todos los orígenes, sabores, aromas, fragancias que Colombia nos ofrece; poder compartir este conocimiento y transformar la percepción y la forma de tomar café de los colombianos.

 

También tuvo la oportunidad de visitar Madrid, Estambul y algunas ciudades de Rusia, donde visitó varias tiendas de café, con diferentes formatos, pudo probar cafés de orígenes africanos, centroamericanos, llevándose una idea de lo que quería en su café en cuanto a servicio y ambiente.

 

Con toda esta experiencia, a mediados de 2018, se lanzó a la aventura, su idea: montar su propia tienda de café; su visión: dar la oportunidad a todos los bogotanos de probar café colombiano de muy alta calidad, enfocado en transformar la manera de tomar café y generar experiencias alrededor del consumo del mismo.

ASÍ NACE TRIANGULAR TIENDA DE CAFÉ, UN ESPACIO CREADO PARA TI, PARA TU DISFRUTE, LLENO DE BUENAS EXPERIENCIAS ALREDEDOR DE NUESTRA BEBIDA COLOMBIANA EMBLEMÁTICA, DONDE ENALTECEMOS LA LABOR DE NUESTROS CAFICULTORES Y DONDE ENSEÑAMOS A APRECIAR Y DISFRUTAR LO NUESTRO.